Saltar al contenido
Alfombrart.com

¿Qué alfombra usar en el salón comedor?

No importa si estás planeando decorar un salón comedor moderno o clásico, una alfombra siempre será importante para el diseño de un espacio con estilo.

En el comedor las alfombras se pueden utilizar como el punto central de la decoración pues son el complemento decorativo perfecto para lograr una habitación con mucha personalidad.

Las claves para acertar al elegir alfombras para el salón comedor son muy sencillas. El tamaño correcto, el material ideal y un buen diseño es todo lo que necesitas, y hemos preparado una pequeña guía que te ayudará a elegir la alfombra ideal.

¡Alfombra en el tamaño correcto!

Cuando escogemos la alfombra para nuestro salón comedor es muy importante tomar en cuenta la forma y tamaño, porque es éste elemento decorativo el que ayudará a delimitar visualmente nuestro espacio.

Cuando hablamos de la forma existen dos opciones. La primera opción es reproducir la forma de la habitación, si ésta es cuadrada elegir una alfombra cuadrada, lo mismo si es rectangular elegir una en la misma forma. La idea es elegir una alfombra en proporción a la habitación.

La segunda opción es reproducir la forma de la mesa de comedor, si tienes una mesa redonda elegir una alfombra redonda, igual con una mesa rectangular o cuadrada. Repetir formas geométricas en una estancia nos ayudará a crear una agradable sensación de orden.

En cuanto al tamaño, la alfombra en la zona de comedor debe sobresalir unos 75 cm de cada lado de la mesa, para que al momento de usar las sillas éstas permanezcan sobre el tapete y se mantengan estables.

La medida estándar de alfombras para comedor es de 1.70 m x 2.40 m, aunque también hay otras medidas estándar de uso menos frecuente, como 1.40 m x 2 m, para espacios reducidos, o las de 2 m x 2.5 m para espacios más grandes.

Si el tu espacio de salón-comedor no es muy amplio, puedes utilizar una alfombra grande que abarque todos los muebles.

Alfombras para Comedores Modernos

Última actualización: 2019-10-22 

¡El material ideal para tu alfombra!

Para ésta zona de la casa lo mejor será descartar las alfombras mullidas, que son más propensas a acumular migajas y pueden ser difíciles de limpiar si se derrama algún liquido.

Cuando elegimos una alfombra para el comedor será mejor optar por tejidos planos y de pelo corto que serán muy prácticas para limpiar y mover las sillas.

Puedes elegir fibras naturales, como sisal, algodón y lana, que son más sencillas de lavar que los tejidos sintéticos.

También puedes probar con alfombras vinílicas que además de tener diseños increíbles harán que la limpieza no sea una preocupación, dentro de los tapetes decorativos estos son los más fáciles de limpiar.

alfombras comedores modernos

¡Un buen diseño!

La verdad es que cuando hablamos de diseño podríamos mencionar las tendencias del momento y los colores de moda, pero no hay nada más importante que decorar tu casa y elegir una alfombra que vaya con tu estilo y que te guste a ti.

Y no te preocupes no vamos a dejarte solo en este tema, también tenemos algunos consejos que harán tu decisión más fácil cuando quieras decorar con alfombras.

  • Evita los colores claros.

Cuando se trata de una zona como el comedor, donde existe el riesgo de derramar líquidos, lo mejor será evitar los tonos claros que harán que se noten las manchas por más pequeñas que sean.

  • Marca el estilo del comedor.

Si la alfombra es lo primero que has comprado puedes partir de ella para decorar el resto del salón comedor, escoge el tono más claro para una pared o el color más intenso para repetirlo en las sillas, cuadros o adornos.

  • Elige el color correcto.

Si ya existen elementos decorativos en el comedor, elige el color de tu alfombra en base a ellos. Toma en cuenta de qué color son las paredes, el suelo, lámparas o los muebles del comedor y escoge una que armonice de forma natural con ellos.

Jugar con los contrastes y estampados de una alfombra puede ayudarte a romper la monotonía de un lugar. Si por ejemplo tus muebles y paredes son de tonos claros puede elegir una alfombra colorida y con mucha personalidad. O si por el contrario tienes colores obscuros, una alfombra en tonos cálidos y vivos puede ser un acento de luz.

Al final el consejo más importante que debes seguir es que la alfombra que elijas coincida con el resto de la decoración mostrando tu estilo de vida y gustos.